Seguinos por mail

miércoles, 16 de enero de 2013

Conociendo a nuestros productores



Queremos mostrarte con mayor profundidad las características de nuestros productores orgánicos certificados a lo largo de todo el país.

Hoy nuestra primer entrega:  
PRODUCTORES DE ARROZ ORGÁNICO
Agradecemos a Christian Martínez y Lucas López por esta entrevista!

¿Cómo surgió el proyecto de orgánico en su producción?
Luego de varios años de experiencia en comercio exterior, en 2009 generamos una alianza con un exportador de arroz orgánico de Thailandia para también producir arroz orgánico en Argentina. Así empezó una sociedad mixta argentina/extranjera y varios joint ventures con clientes en Europa, Nueva Zelanda y Estados Unidos.
Empezamos buscando productores de arroz que quisieran y entendieran lo que significa convertirse a orgánico y luego nos ocupamos de toda la producción industrial, empacado y control final. 


¿Dónde están ubicados sus productores, podrían contarnos algunas características de ellos?
Tenemos actualmente productores en Chaco (cerca del límite entre Chaco, Formosa y Corrientes), en un paraje semi selvático, un claro de pastura virgen con condiciones excelentes para la producción orgánica, sin explotaciones agrícolas alrededor. Este es su segundo año como orgánicos y nos encontramos trabajando para armar un grupo de productores pequeños y medianos para poder ser mas competitivos juntos.
Hemos armado el primer fideicomiso de arroz orgánico en Paso de los Libres, Corrientes. Allí partimos de un campo virgen sin explotación desde hace más de 10 años. Luego trabajamos con un productor ganadero y arrocero con mucho conocimiento de producción orgánica y también biodinámica. También en un campo de 300 has orgánicas a orillas del Río Uruguay. Además en Corrientes hemos comenzado una alianza con un productor ganadero ex productor arrocero, que decidió luego de muchos años volver a hacer arroz, pero esta vez orgánico. Allí estamos haciendo pruebas de nuevas semillas, réplica de semillas de arroz con alta proteína, arroz aromático y otras variedades con demanda en el mercado internacional y también argentino. Además contamos con la colaboración de dos productores arroceros orgánicos del centro de la Provincia de Entre Ríos.


¿Cómo ven el mercando local en materia orgánica y cómo ven posicionado su producto?
El Mercado de Argentina ha hecho un quiebre a partir de 2008/2009. Hasta el año 1999/2000 el mercado de alimentos orgánicos en Argentina venía creciendo. Las estadísticas demuestran que la variedad de productos que se podían encontrar en el mercado interno para esa fecha era muy superior a la actual. Por otro lado existían productores que se dedicaban directamente solo al mercado interno. Es el caso de huevos, pollos, lácteos y verduras, hortalizas y aromáticas. Además estaban los que hacían exportaciones y mercado interno. A partir de la crisis del 2000/2001 el mercado interno se restringió, se perdieron gran cantidad de empresas productoras y así se mantuvo hasta hace unos 3 años aproximadamente. Creo que el cambio se debe al conocimiento y la percepción del consumidor respecto de como se produce lo que se come cotidianamente. La aparición de transgénicos, nuevos y más poderosos agroquímicos, contaminaciones en zonas periurbanas, etc., ha impactado en la conciencia del consumidor. Y éste pretende saber con mayor certeza con qué se está alimentando.
Asimismo, la tarea de difusión realizada por los formadores de opinión, principalmente cocineros y chefs que alcanzaron en los últimos 5/6 años una popularidad mediática nunca antes vista, a la altura quizá de los deportistas de elite. Ellos conocen la diferencia entre un alimento elaborado y producido bajo normas y sistemas orgánicos y aquellos que usan un método tradicional, con altas dosis de productos de síntesis química, sin sustentabilidad probada ambiental, sin rotación apropiada, sin sustitución de nutrientes, etc.  A ellos quizá le debamos el mayor crecimiento o el mayor crédito por el crecimiento del sector y de la demanda en los últimos años.
En cuanto al arroz, la Argentina es un país poco conocedor del arroz como alimento. Se consume poco, se cocinan las mismas y contadas recetas, se desconocen distintos tipos de variedades y sus aplicaciones, y se desmerece (o al menos a la fecha se ha venido desmereciendo) las propiedades nutritivas del arroz blanco y del integral. Dentro de este marco el arroz orgánico tiene una vigencia importante dado que no tiene gluten, tiene una buena proporción de proteínas de fibras y una cantidad razonable de calorías por porción. Anteriormente a nuestra incursión en el mercado no había arroz orgánico. Creo principalmente porque no se podía garantizar la ausencia de insectos (gorgojos y larvas principalmente) luego de un período corto de tiempo. Al ser orgánico el producto no puede tratarse con venenos químicos. Esto hace que luego de algunos días de calor, empiecen a proliferar y multiplicarse principalmente gorgojos, dando una aspecto poco agradable en la góndola y poco elegible por parte de los consumidores.
Nuestro sistema patentado de tratamiento prolongado con Dioxido de Carbono, cumple los requisitos del sistema orgánico y a la vez cumple con el requerimiento de no dejar proliferar ningún tipo de insecto en el producto que está en góndola por períodos superiores al año. Esto nos debería posicionar de muy buena manera en el mercado. A su vez, nuestro arroz conserva su aroma natural porque se respetan las normas y exigencias de los mercados internacionales, comparando con otros arroces que por su forma de secado posterior a la cosecha tiene aroma y sabor a ahumado.

¿Cuáles son los planes para el futuro?
Seguir creciendo en volumen y calidad, apuntamos a ser los mayores productores y exportadores de arroz orgánico en Sudamérica. Estamos testeando y multiplicando nuevas variedades, algunas de ellas únicas en el mundo que seguramente nos traerán muchas satisfacciones. A mediano y largo plazo pretendemos darle valor agregado al arroz y sus subproductos (afrechillo, harina, galletas, etc).

¿Nos cuentan alguna anécdota o dato interesante que quieran aportar relacionado con lo orgánico?
Se puede hacer mención del productor que se encuentra ubicado en La Leonesa, Chaco, el cual luego de un mal inicio, a raíz del atraso en siembra en la campaña anterior, que se vio luego traducido en rendimientos bajos, no perdió el interés ni el empuje en lo orgánico, y tomo la decisión de volver a sembrar, de volver a apostar, a base de un verdadero convencimiento de los beneficios que este tipo de producción trae al medio ambiente, los efectos nocivos de la mayoría de los planteos productivos convencionales, y de la diferenciación que le otorga el hecho de estar certificado, y de cumplir con estándares nacionales e internacionales. También podemos hacer mención respecto del interés que el productor tiene respecto de la posibilidad de producir peces en la arrocera.
Por otro lado, se encuentra uno de los productores ubicados en Alvear, Corrientes, a quien tenemos mucha estima. En este tiempo hemos tenido la posibilidad de conocerlo más en profundidad a él y al resto de su familia, orgánicos no solo a nivel productivo, sino a nivel personal. Representa un estilo de vida para ellos. Una linda anécdota es la primera vez que fuimos a visitar el campo, y los hijos se tiraron de cabeza a la arrocera y se pusieron a nadar...!
 

2 comentarios:

Jorge dijo...

exelente nota e iniciativa, esto es lo que se necesita hacer llegar a los consumidores las historias detras del producto para achicar las distancias entre productores y consumidores.

Desde Tallo dijo...

Si Jorge! creemos lo mismo. Por eso estamos trabajando en varias notas más como ésta.
Saludos y gracias por tu comentario!